1° Lección: Introducción a los juicios

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

1° Lección: Introducción a los juicios

Mensaje por Napoleón J. Tapia el Lun Feb 23, 2015 2:59 am

¡Bienvenidos al adiestramiento básico, nenazas!  Soy el fiscal Napoleón J. Tapia, capitán (retirado) de las milicias nacionales y vuestro instructor de hoy. Si queréis sobrevivir en el duro mundo judicial de Bumania haréis exactamente lo que os ordene, aunque en eso se os vaya la vida.

Spoiler:

Pero empecemos por el principio. ¿Qué es un juicio?
Pues es muy sencillo. Un juicio es un rol en que dos partes, con ayuda de pruebas predefinidas, prueban su ingenio intentado derrotar a su rival. Como dice su nombre, es una simulación de un tribunal, donde una parte representa al fiscal -quién debe lograr que el acusado sea considerado culpable- y la otra representa al abogado -El que gana al convencer a la corte que el acusado es inocente.

Un juicio nunca está completo sin un juez, el que modera el rol y decide la culpabilidad o inocencia del acusado en base a los argumentos de ambas partes. También puede participar un investigador, el que generalmente es relevante al principio del juicio presentando las pruebas iniciales y entregando un sumario del caso presentado y un médium, que gracias a sus habilidades es una ayuda invaluable para el abogado o el fiscal. Como aclaración, estos dos últimos personajes son completamente opcionales. En caso que el juicio carezca de inspector es el fiscal el que debe presentar las pruebas iniciales.


¿Significa esto que estoy forzado a participar según el clan al que pertenezca?
No, maldita sea. Un abogado puede hacer de inspector, un médium de fiscal o -Dios no lo permita- un fiscal puede deshonrar su oficina participando como abogado.


Todo esto es muy bonito, cierto, pero… ¿Cuál es la organización de un juicio?
Un juicio consiste de cuatro partes:
-Alegatos iniciales
-Desarrollo
-Teorías finales
-Veredicto
Adicionalmente, si el juicio es “tradicional” se le suma una parte al principio
-Preparación y creación de las pruebas


Juicios tradicionales… ¿Cuáles son los juicios no tradicionales y en qué se diferencia el uno del otro?
Un juicio tradicional, o juicio clásico es el primer estilo de juicio creado y el más sencillo. Es solamente el juicio, sin habilidades agregadas y sin investigación. Las pruebas son creadas por cada una de las partes.
Un juicio normal o de nuevo cuño es la culminación de un rol de investigación. Cada una de las partes está forzada a usar las pruebas que haya encontrado investigando, y tienen disponibles ciertas habilidades especiales. Por el bien de la sencillez, en esta instrucción básica nos referiremos a los juicios tradicionales a no ser que se mencione lo contrario.


Pues bien, ¿en qué consiste cada una de las partes de un juicio?
La creación de pruebas técnicamente no es parte del juicio en sí, sino que viene antes de él. En esta fase, cada una de las partes crea una cantidad de pruebas según haya especificado el organizador. ¿Qué pruebas? ¡Las que el letrado imagine! ¿Reportes médicos? ¿Armas? ¿Ropa? ¿Cámaras? Siempre que no sea una prueba muy definitiva, el cielo es el límite.

Durante los alegatos iniciales las partes presentan su tesis, es decir, muestran a la corte su postura.  Además el investigador debe presentar las pruebas iniciales y dar una apreciación neutral del caso. En caso que alguna de las partes tenga alguna duda, puede presionar al investigador, en cuyo caso este puede dar más información. ¡Mucho ojo! Por regla general el investigador no sabe mucho más que lo que sabe el resto de las partes.

En caso que no haya investigador en el juicio, el fiscal debe, en su alegato inicial, presentar las pruebas neutrales.
El desarrollo del juicio es la parte más larga de este. Es aquí donde fiscales y abogados presentan sus pruebas, argumentan, discuten e intentan convencer al juez que sus posturas son las correctas. Los juicios más largos han llegado a durar más de diez páginas, pero esos son la excepción antes que la regla.

Las teorías finales, como su nombre lo indica, son la parte final de un juicio. En ellas los letrados condensan las teorías discutidas en el juicio y esperan la resolución final del juez. Está estrictamente prohibido tanto rebatir la teoría final del oponente como usar pruebas que no se hayan presentado a la corte en el desarrollo.
En ocasiones el juez puede solicitar a las partes un rebate final. En tal caso los letrados pueden presentar todas las contradicciones de la teoría final del contrario, aunque no es una práctica demasiado común.

Finalmente, el veredicto es la fase final del juicio. En ella el juez, tras evaluar cada teoría con detenimiento, decide el destino final del acusado. Solo existen dos veredictos posibles, Culpable y No Culpable.


Esta es pues la estructura de un juicio. En la instrucción siguiente os mostraré en qué consiste una prueba, las diferencias entre cada tipo y como podéis aprovecharlas del mejor modo posible.
¡Descaaaaan-sen! ¡Dispersaos!

_________________



BONUS DUCKS!
Spoiler:



Mientras tanto, en Teufort:
avatar
Napoleón J. Tapia
Fiscal Sobresaliente
Fiscal Sobresaliente

Condecoraciones :
Mensajes : 742
Reputación : 5
Fecha de inscripción : 02/04/2014
Edad : 23
Localización : New Meridian

Ver perfil de usuario http://steamcommunity.com/id/naposeiseki/

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.